lunes, 18 de marzo de 2013

No creer en estos Mensajes que bajan del Cielo, es no creer en Dios

En Sueño Profético decían:

¡No creer en estos Mensajes que bajan del Cielo, es no creer en Dios!

¡Y creer en Dios y no entenderlo, es falta de Amor!

Dijo uno:

Este Lenguaje Divino, tenerlo en este abandono, no hay disculpa para Dios.

Estos Dictados están a la vista de todos, como la Luna y el Sol; como la lluvia, que sube y baja del Cielo con el Mando de Dios.

Esto es Vida en Palabras, no dichas para el Instrumento. Son dictadas para Enseñanza de espíritu. Que el hombre, si Dios no dicta, ni sabe ni puede enseñarlas. Y ya es pedazo de carne, que cuando muera, con esta muerte muere todo lo que era.

El hombre no se da cuenta de que antes que él hubieron otros, y ya no existe materia ahora. 

El que vive su sitio, ya está en puertas, esperando la muerte que del Cielo llega.

Desperté, oí:

Llega del Cielo con Mando del Sitio que tiene que vivir su espíritu ya para siempre.

Analfabeto en la Palabra de Dios, era palabra bien dicha para el que no sabía dar explicación del espíritu y tenía estudios de cultura para el cuerpo.

Si la cultura del cuerpo no lleva la del espíritu, nunca podrás dialogar con Dios Padre y con Dios Hijo.

Y a la madre no podrás enseñar que las madres hagan ruegos y que pidan que interceda por sus hijos.

Si esta Enseñanza la dejas y prefieres la del cuerpo, es camino que mal andas, sin ganancia y sin provecho.


***


Libro 20 - La Palabra del Creador - Tomo II - Pág. 188-189-190