viernes, 22 de enero de 2010

El Calvario - Libro 74 - Hechos de Jesús Perdidos, Hoy Dictados en Gloria - Tomo IX - Pag. 72-73-74


...Leer en Inglés

En Sueño Profético hablaban de Dios Hombre, hablaban de sus Discípulos y explicaban los porqués de por qué subió al Calvario.

Dijo uno:

Para haber Resurrección tuvo que haber antes Calvario, pero no por Dios. Es que el hombre cuando vio a un Hombre que superaba a todos los hombres en Amor, en Caridad y en Perdón, tenía que matarlo. Y a esto lo cubría Sabiduría única y Poder para hacer y destruir lo que había creado. Dios sube al Calvario porque deja el Permitir, no por poder del hombre. Luego su Resurrección el hombre no la hubiera querido, pero una vez retirado el Permitir, su Poder resucita su Carne, levanta la fosa y la tierra, y con obediencia, deja en libertad su Carne. Subiendo luego a los Cielos de Hombre, como ahí Lo vieron.

Por eso calvario subido pensando en su Resurrección, resurrección segura. Pero tiene que subirlo con Amor, con Caridad y con Perdón.

Desperté, oí:

Se podría dictar tanto, y sería grande Enseñanza para enseñar al que amara, pero ¿Cómo caerían sin Amor estas Palabras?

¿Cómo interpretaría el Hombre muchas de estas Palabras?

Un Dios que se hace Hombre y el hombre a este Dios Lo mata.

Tienen que sembrar Amor, que para eso son estas Enseñanzas.

Y cuando se viva Amor, del pecado ya te apartas.

Porque para entenderte con Dios es el Amor el que escribe comunicándose con Dios.

Y Él acude a tu calvario poniendo resurrección.

Pero nunca te despojes de lo que Él nos dejó.

Que fueron estas tres cosas: Amor, Caridad y Perdón.

Si así subes el calvario Él te da resurrección.


***