martes, 12 de mayo de 2015

La experiencia habla al que experiencia admite

En Sueño Profético hablaba la experiencia a lo aún no vivido, y el interés al desprecio.

Eran éstos personajes mandados Aquí, en el Cielo. Eran ejemplos tan justos que la lógica y el académico tienen que decir sí.

Sigue uno, que es Mando de Dios, contando algo ya vivido para Enseñanza mayor. Ya se oye hablar de la experiencia:

     - No hay quien sepa más para dar consejo que el que aconseja lo que vivió, vio y pasó, si todo esto lo vivió con Dios. No hay más seguridad en su consejo que los años que ya pasaron y otros empiezan a vivir estos primeros años. El consejo es vida que vivió, que pasó, ya sin remedio. Pero como vida es la misma, aunque ya se marchita tu cuerpo. Tu experiencia está joven y das consejo a la vida.

Sigue hablando de la experiencia:

     - Yo llevo siempre el consejo y siempre es de Aquí arriba. Consejo para que pienses en el pecado y te retires, porque habla la Voz de la experiencia, que es Dios, que habla para la otra Vida, la Eterna. Que si no la oyes y cuando el cuerpo se marchita no has cogido consejo de la Experiencia de arriba lo puedes pasar mal, el consejo se retira y ya vives el desprecio y la experiencia se retira.

Desperté, oí:

Nadie como la experiencia vivida en la línea de Dios te puede dar la respuesta para el Camino de Dios.

La vida siempre es la misma y la experiencia habla al que experiencia admite.

Que la experiencia es vivir lo que te venga en la vida. Y que te sirva de bien y, para otros, de guía.

Que no sea tu pasar en penas o alegrías, sin experiencia dejar.

Nunca desprecies consejo de la experiencia que da el que siempre amó a este Cielo.


***

Libro 65 - Dios Habla al No Quiero del Hombre - Tomo V