lunes, 17 de noviembre de 2014

Luego respetarán a lo que hoy dan desprecio

En Sueño Profético decían:

¡Luego respetarán a lo que hoy dan desprecio!

¡Luego querrán coger los puestos de los primeros!

¡Luego buscarán caminos que no quisieron cogerlos!

¡Luego se verán impotentes al hablar algo mal dicho en contra de la Grandeza que creerán!

¡Luego se echarán las culpas sabiendo que no se acepta disculpa!

Dijo uno:

Tiene que quitarle el sueño a tantos estas cargas de razones que Dios les dio al hombre en su tiempo. Tienen que cogerle pánico cuando se vean enfermos, el pago tan mal que dieron al que les fue suplicando: “Dios me habla en el Cielo y me manda que lo escriba y publique este Evangelio”. Todo aquel que Esto apartó, pisándolo en el pensamiento, cargas tiene que tener de negro remordimiento.

Hombres necios de la Tierra que sólo tienen cabeza para colocar sombrero. ¿De qué les sirve el estudio si lo de Dios no aprendieron? ¿Cómo dicen “soy Teólogo” sin saber Palabras que Dios dijo en el Antiguo y Nuevo Testamento?.

Desperté, oí:

Cierto que ya llega tarde el que quiera que ella dé explicación para salvarse.

No es ella, esto ya es Mando de Dios.

Ella obedece el sentir que Dios hace que a ella llegue para no escuchar ni oír.

La disculpa sea al Cielo, de donde sale este Mando que tú estas desmintiendo.

Grandes hombres de las ciencias y qué chicos Aquí se han quedado.

Qué dirán cuando Dios diga:

     - ¿Por qué habéis despreciado esta gran Literatura? No era ignorancia, era poner el no al sí que Yo aquí mandaba.

Cuando Dios mande del Cielo, la Tierra el Mando no hará.


***

Libro 65 - Dios Habla al No Quiero del Hombre - Tomo V