viernes, 27 de febrero de 2015

Con Dios todo se puede

En Sueño Profético vi un callejón muy estrecho, y tenía las paredes muy altas. Tenía que pasar por él y dije: “Señor, yo no puedo pasar por ahí”. Y me dijo: “Sí puedes, verás, ponte de lado”. Y así pasé.

Esto simboliza el sufrimiento, o sea, que con Él todo se puede. ¡Claro, si el Espíritu Santo es el que manda! Esto son clases que pueden aprender todos, no es como en lo material, que todos no sirven.

Desperté, oí:


Nosotros: los Once, Tomás, Agustín, Juan de Dios y Juan Bosco, te comunicamos este Mensaje.


***

Libro 11 - Te Habla el Profeta - Tomo II - C4