martes, 20 de diciembre de 2016

Dios da Enseñanza al espíritu

En Sueño Profético decían:

Dios le da, al que elige, Enseñanza para que él la dé al que quiera aprenderla. Dios no da Enseñanza para que quede muerta, como queda la materia. Dios da Enseñanza al espíritu, que el primero que la recibe, ejerce y acepta es el Elegido.

Los espíritus que no son de Dios quieren e intentan quitar el resplandor a lo que aquí llega, que es la Palabra de Dios.

Dijo uno:

Estos espíritus duermen a unos espíritus y a otros violentan, para sembrar mala semilla y luego recoger cosecha. El Elegido siente la acción antes que llega, y ya, si ve que tiene que decirla, la dice, y si no, dentro se queda para otro momento que esta palabra pueda. Pero es Enseñanza, de la actuación que sea. Aquí han luchado los espíritus del mal para dejar en mal lugar al que Dios le da su Enseñanza. Pero Dios los deja al descubierto y ven una fuerza que manda hacer lo bien hecho.

Desperté, oí:

El Lugar puede explicar el Mensaje con palabras.

Porque Dios lo dice al espíritu, y ya, el espíritu, a la materia lo saca.

¡Es necio el hombre que no quiere comprender esta Enseñanza!


***

Libro 31 - Te Habla El Profeta - Tomo IV - C2