lunes, 20 de septiembre de 2010

Para saber si amas sin medida, tienes que pasar por caminos de pinchos - Libro 56 - Dios Manda en Su Gloria, Que Enseñen - Tomo VIII - Pag. 75-76-77


En Sueño Profético decían:

Al Elegido no le falta la alegría, y es que algo siente porque lleva a Dios de compañía. Y ya, con esta compaña, a todo le quita importancia.

Dijo un espíritu de Dios:

Si este Elegido así no cogiera la vida, no podría vivir. Pero ella pone el sufrir en el Permitir de Dios, y ya piensa: “Dios deja su Permitir para que el hombre Lo quiera y Lo siga, o Lo desprecie”. Pues aceptando todo lo que Dios puede quitar, ya el Amor aumenta más.

Decían en la Gloria que para saber si amas sin medida, tienes que pasar por caminos de pinchos, y en el pinchar decir: “Señor, Te quiero más, porque así no me olvido de tu calvario, de tu Cruz y de la muerte que Te dio el hombre”. Y ya, si piensas en la Madre Virgen, acunando a su Hijo matado, te da que pensar tu sufrir comparándolo con éste.

Pues este pensar, pensado con otras palabras más cortas, es el pensar del que Dios hoy lo tiene como único, con tanta abundancia de Mensajes dichos en la Gloria.

Desperté, oí:

Todo lo que hagan aquí son alegrías que te contentan el alma.

Porque tu afán es publicar de todas las maneras, en Libros y cintas cantadas y habladas.

Porque este Amor de Dios no puede quedar en silencio.

El sufrir del Elegido es que no vean este Mando los que aquí están unidos.

Un Mando que no es suyo.

Este Mando lo lleva el Resplandor Divino que hoy Dios te ha traído.

Al despertar veías en tu presencia rayos de Luz Divina.

Esto es Inteligencia anulando libros.

Esta Inteligencia es de espíritu, pero de espíritus de Gloria.


***