jueves, 31 de julio de 2014

Dios Juez, Dios Creador de la Fuerza

En Sueño Profético decían:

No callando, obedeces a este Mando de Dios, y así Él te seguirá mandando, mandando y abriendo puertas para que sus Palabras no queden presas y den vida y fuerza al débil, consuelo al afligido y hablen normal de que Dios es Vivo. Que lo que dijo antes, ahora dice; y lo que dice ahora, antes lo dijo. Esto es Dios frenando al hombre en el paso que ha cogido, tan aprisa y tan en contra de Él.

Dios no obliga a que Lo quieran, pero no puede quedarse como si no existiera: sin comunicarse al hombre, sin que el hombre vea su Poder. Dios tiene que hacer prodigios para los ojos de la carne, y Arrobo para Enseñanza del espíritu.

Dijo uno:

Estos Escritos que Aquí dictan tienen que ser presentados a todo hombre que pueda hacer gran divulgación. Que si no lo hace, el Cielo lo juzgará. Igual que, si la hace, el Cielo lo premiara.

¡Dios Juez, que no puede engañarlo ni el inocente ni el que está lleno de maldad!

¡Dios, que lo que no se ha formado, antes que nadie, Él ya sabe la forma que tomará!

¡Dios Creador de la Fuerza, la que pocas veces le presenta al hombre para que Lo crea!

Desperté, oí:

Si Dios presentara su Fuerza,
como dictan los Mensajes,
hace tiempo que el hombre
viviría asustado
y cobardía le verías.

A más sitios vean
esta grande Sabiduría,
menos podrán callarse.

Que no se quede el camino quieto,
tranquilo o esperando.

Que al silencio,
al escándalo lo acobarde.

Que se quiten el antifaz
queriendo a Dios engañarle.

Con fuerza sea presentado
lo que de esta Gloria sale.

Y que queden enterados,
buenos, malos y regulares.

Que puede que los de en medio
busquen a muchos para salvarlos.


***

Libro 15 - Hechos de Jesús Perdidos, Hoy Dictados en Gloria - Tomo III - Pág. 151-152-153