miércoles, 12 de mayo de 2010

Tienes que aceptar todo lo que te llegue - Libro 48 - Investigaciones a La Verdad - Tomo VIII - Pag. 167-168


En Sueño Profético decían.

Si quieres servir a Dios para que Te mande, tienes que aceptar todo lo que te llegue, pero seguir más amándolo.

El Elegido quiere que a Dios se nombre en todo. Y al hombre se le olvida el Nombre de Dios.

Dijo un espíritu con Mando de Dios:

Hoy, a muy pocos se les oyen estas palabras:

¡Sea lo que Dios quiera!

¡Hasta mañana si Dios quiere!

Pues si estás lleno de Dios, las palabras te abren la puerta y ya oyen lo que tú quieres que oigan.

Desperté, oí:

Dios pone las cosas, unas veces juntas y otras separadas.

Hay veces que el hombre dice no y Dios dice sí.

Esto lo ve el que cree en el Poder de Dios.

Va grande diferencia del mando del hombre el Mando de Dios.

El Elegido siente y dice: “Señor, yo no me enfado”.

“Yo Te pido que Te quieran y sigan Tus Pasos, pero si no es así, Señor, yo no me enfado”.


***